domingo, 19 de mayo de 2013

Sufrir en silencio.

 Sí, esa será mi decisión, sufrir en silencio, dejar de cargar a la gente con mis "problemas", con mis trabes y boberías. Tendré que aprender a actuar un poco, tendré que fingir que estoy bien, poner buena cara y dejar de enfadarme con el mundo. Total, caso todo el mundo lo hace, casi todo el mundo tiene un "amor" por el que sufrir en silencio, un secreto imposible de revelar al primero que se te cruza delante.
 En parte, es como volver al principio, cuando no lo sabía nadie, que solo me tenía a mí misma para aclararme hasta que después de casi dos años, no aguanté más y tuve que contarlo. Será difícil, no lo niego, pero tengo que empezar a ser "autónoma", valerme de mí misma para solucionar las cosas, no sé si me servirá de algo, si terminaré hundiéndome en la miseria, pero todo sea por intentarlo.
 Por otro lado, el tema en sí, volví a tomar la decisión de olvidarlo todo, de pasar, de ser feliz (o intentarlo), dicen que querer es poder, y... Aunque a mí nunca me ha funcionado eso, sé que esta vez, sí quiero. ¿Que me rendiré con la primera palabra cariñosa? Puede, no voy a mentir, pero tampoco dejaré de intentar estar "fría". No hablaré, por una vez quiero que alguien me eche de menos, que me busque y quiera hablar conmigo. Si no lo hacen, hice bien en "apartarme", a fin de cuentas, no voy a rogarle a nadie que se quede en mi vida. No puedo quitarme de encima esa sensación de estorbo y empezó cuando la conocí. 
 Por hoy, he escrito bastante y más de lo mismo... Estoy pensando en dejar el blog, dejar de escribirlo, asi que... No se extrañen si no lo hago...
 Buenas noches.

No hay comentarios:

Publicar un comentario